Alfonso Colombo: “Ponerse la camiseta de MDPC y jugar con amigos es inigualable”

Alfonso Colombo es uno de los jugadores más representativos de Mar del Plata Club, que también dejó su huella en el Seleccionado de la Unión de Rugby de Mar del Plata. Hoy se encuentra jugando en el Stade Bagnerais de Francia, y desde allí nos cuenta como es su actualidad, siempre con el recuerdo del club de su vida en el horizonte.

Imaginate que te vas de viaje a Francia, ¿no? Que salis de vacaciones y llegás a los Pirineos, más precisamente a Bagnères-de-Bigorre, al pie de los mismos. Es un pueblo chico, de aproximadamente 8000 habitantes. Guiado por la pasión, te enterás que hay un equipo de Rugby que, entre 1979 y 1981, dominó el rugby francés y hoy juega en el Federal 1. Sin pensarlo, y como es sábado y tenés la tarde libre, comprás una entrada y te dirigís al estadio de la ciudad.

Allí, en el primer line del partido, ves un tipo alto, que juega de segunda línea con un casco particular, con unos colores que te suenan familiares. Lo seguís con la vista y al rato te das cuenta: ese jugador que tanto te llamaba la atención, es Alfonso Colombo.

El popular “Fosa”, o “Profesor” como se escuchaba en las tribunas de Santa Celina cuando ponía la guinda bien adelante junto a sus compañeros del pack, hoy es jugador del Stade Bagnérais, y desde Francia, se tomó un rato para responder un cuestionario que nos llevará a enterarnos que es de su vida hoy.

¿Cómo está tu presente en Francia? ¿Como es empezar a volver ya saliendo de la Pandemia? 

Estoy muy bien en Francia en un lindo momento. Ya voy por mi 3 año acá y estoy junto a mi mujer esperando un bebe asi que felices y con ganas de seguir creciendo. 
Por otro lado fueron unos meses bastante duros (9 en total) en donde no tuvimos rugby debido a la pandemia. Solo permitieron que sigan jugando las ligas 100% profesionales por cuestiones ligadas a los protocolos, permisos para circular y demás por lo que nuestra categoría y muchas más, al ser consideradas semi profesionales estuvieron totalmente paradas. Por varios meses tuvimos que entrenarnos como pudimos individualmente, fue el momento sin dudas más duro que me tocó vivir, rugbysticamente hablando.Por suerte ahora estamos volviendo de a poco a la normalidad, estamos terminando la pretemporada y en 15 días ya arrancamos el campeonato.
La verdad estoy muy contento de volver pero también fueron muchos meses sin jugar por lo que hay que cuidarse mucho y hacer las cosas lo mejor posible porque el cuerpo no está acostumbrado, es como volver de una lesión muy larga. Acá en Francia nos exigen estar vacunados con las 2 dosis tanto para entrenar como para jugar, y no solo nosotros sino también staff, dirigentes y público, y se espera que esta normativa ayude a jugar sin problemas.

¿Que nos podés contar del Stade Bagneráis? ¿Como es el nivel del Federal 1?

El Stade Bagnerais es un club del sur de Francia que pertenece al pueblo Bagneres de Bigorre. Está ubicado en los Pirineos, muy cerca de la frontera con España. Es un club histórico, que en los 80′ estuvo en la elite del rugby francés y ahora está en la Federale 1, hoy día sería la 4ta división francesa.
En el pueblo se vive y respira rugby, todo el mundo es hincha y a los partidos viene mucha gente, suele venir hasta 3000 personas al estadio, casi todo el pueblo, jajaja. 
La Federale 1, como te contaba, es semi profesional. Hay equipos con presupuestos altos, donde tienen estructuras 100% pro y equipos como el nuestro por ejemplo, que tiene un presupuesto bajo y en donde la mayoría del plantel tiene un trabajo paralelo al rugby.
A pesar de eso, el nivel es muy físico, todos los equipos tienen jugadores muy preparados, lo que exige a todo el mundo estar entrenado y acostumbrado al roce. Después, desde mi punto de vista técnicamente no es muy distinto a los torneos argentinos de hoy día.

¿Cuáles son las principales diferencias entre Mar del Plata Club y tu club actual? ¿Hay una real diferencia siendo que Mardel hace unos años está unos pasos adelante respecto a la preparación? 

La principal diferencia es el sentido de pertenencia y el amor a la camiseta.
En Argentina el rugby es 100% amateur y todo se hace a pulmón como decimos nosotros. Acá todos los jugadores reciben algún beneficio económico, sea sueldo, prima por partido, o simplemente viáticos. Eso hace que muchas veces los jugadores cambien de clubes y los equipos se vayan desarmando y volviendo a armar de un año al otro. Acá es así y están acostumbrados, para un argentino es muy loco al principio, cuesta adaptarse.

Todos los días hablo con la 90′ que por suerte muchos siguen jugando y me mantienen al tanto de todo y también con varios con los que jugamos muchos años juntos. Siempre les comento que la preparación y las herramientas que tienen ellos son hasta a veces mejores de las que existen acá, específicamente hablando de análisis de videos, info que se les baja a los jugadores para mejorar su preparación, etc. Sin embargo, la principal diferencia es que todos ellos tienen que trabajar todo el dia y después ir a entrenar, cansados, a veces tenes que faltar al gimnasio porque no te da el dia, aca uno está para eso, tu trabajo es descansar y prepararte de la mejor manera para llegar a los entrenamientos y partidos siempre al 100%.


Mardel significa bastante en tu vida. ¿Ves los partidos por YouTube? ¿Como ves al equipo en este último tiempo? 

Los partidos en vivo los veo siempre que puedo, si no los busco y los veo en mi tiempo libre, me hace muy bien. Es buenísima la iniciativa de transmitir los partidos en directo, que la calidad sea perfecta y que encima están relatados.
Al equipo lo veo muy bien, sólido en todos los rubros, creo que están en un momento en el que es muy difícil que les ganen y no te lo digo como hincha sino viendo fríamente desde afuera, son muy superiores al resto hoy día.
Una de las claves del equipo es la mezcla entre la experiencia de los más grandes y la energía de los pibes jóvenes de 20 años.


Estuviste en el comienzo de este ciclo que todavía sigue siendo exitoso en el Club. ¿Que recuerdos tenes de esos primeros triunfos y esos clásicos vibrantes frente a Sporting?

Fue un lindo proceso el que me tocó vivir, fue muy duro al comienzo, me acuerdo que en 2010 subimos a primera y perdíamos con casi todos los equipos nos costaba mucho. Siempre supimos y tuvimos claro que el trabajo paga y que en algún momento iba a llegar eso que buscábamos.
Creo que cualquiera te puede decir que la final del 2013 del pampeano en la Villa Marista fue el momento clave para nosotros. Le ganamos a Sporting que tenía un equipazo, venían de ganar todo a nivel local y a nivel nacional habían llegado muy lejos. Además salimos campeones después de muchos años, fue el momento que dijimos de acá para arriba.
De los clásicos tengo los mejores recuerdos, no hay como esos partidos para mí, corre algo distinto esos días previos. Todos fueron importantes, tanto los que perdimos como los que ganamos sirvieron para aprender y seguir creciendo.


¿Que es el Rugby para vos? ¿Que significa MDPC en tu vida?

El rugby para mi es todo, es lo que amo hacer, no me cansa hacerlo todos los días (por ahora jajaja), lo disfruto mucho y sigo aprendiendo. Me siento un privilegiado en poder vivir de esto, para mi siempre fue un sueño. 
MDPC es mi casa, es donde tengo a mis mejores amigos, pasé mis mejores momentos en mi infancia y viví cosas muy lindas y fuertes como jugador. Obviamente se extraña mucho por momentos pero nunca me guardé nada y disfruté cada instante al máximo. Tanto como jugador, entrenador y colaborador del club siempre di lo mejor de mi, y eso me deja muy tranquilo. Pero bueno… ponerse esa camiseta y jugar con amigos es inigualable.